Ashwagandha y Su Gran Efecto Anti-Cortisol

 La Ashwagandha (nombre científico Withania somnifera) es un tipo de arbusto perteneciente a la familia de las solanaceas que produce bayas y suele crecer en regiones secas principalmente de India, Nepal y también África. Se utiliza desde hace más de 3500 años en la medicina india llamada ayurvédica y en Europa se lleva utilizando desde el siglo XV. Las partes que suelen utilizarse para producir suplementos son las raíces y las bayas que produce este arbusto. Su uso permite mejorar el sueño, combatir enfermedades del aparato locomotor (reumatismo,…) y del sistema nervioso (reduciendo los niveles de estrés en las personas y aumentando la energía). También se utiliza para aumentar la vitalidad y mejorar la calidad de vida a edades avanzadas. Además, es considerada un super adaptógeno, que es un término asociado a unas cuantas plantas que incrementan la salud y el rendimiento físico.

Beneficios de la Ashwagandha en la salud de las personas

 La Ashwagandha tiene interesantes propiedades para la salud de las personas, siendo un importante estabilizador hormonal y un potente suplemento anti-estrés. Como sabemos el estrés es demoledor para el cuerpo humano ya que los niveles de hormona cortisol se disparan. El cortisol se produce en situaciones de estrés, mala alimentación o cuando se realiza actividad física de excesiva intensidad. Esta hormona moviliza rápidamente la glucosa y los aminoácidos de los músculos al torrente sanguíneo para alimentar el cerebro y que este funcione en una especie de modo alerta, produciendo un estado alterado y un shock de adrenalida e intensa energía. Esto es un mecanismo de defensa que tiene el organismo para actuar en situaciones complejas donde hay que actuar rápido, pero la situación actual de la sociedad como el trabajo, poco descanso y problemas diversos nos llevan a veces a un estado de intenso estrés que en algunas situaciones no tiene demasiado sentido. Como ya sabemos, los músculos están compuestos en su mayoría por proteínas y estas se descomponen en aminoácidos. Con lo cual, cuando se tiene el nivel de cortisol alto el músculo se destruye de una manera rápida, y como ya hablamos en el anterior artículo (El Balance De Nitrogeno Es La Clave Para Ganar Músculo) el balance de nitrógeno en nuestro organismo sería negativo produciendo un efecto catabólico.

Se han realizado diversos estudios con animales y personas y se ha llegado a comprobar que la Ashwagandha reduce los niveles de cortisol en el organismo hasta un 11%. Así, desde el punto de vista deportivo podríamos decir que nos ayuda a mantener el músculo es su lugar luchando contra la “temida hormona cortisol” en los deportistas. Al tener una acción directa sobre el sistema nervioso produce una acción calmante sobre el cuerpo y la mente. Con lo cual si se tienen problemas para dormir o incluso concentrarse es un suplemento muy interesante.

A día de hoy se le han descubierto 35 alcaloides y uno de ellos es un buen antiinflamatorio llamado Witaferina. Pero esta magnífica planta tiene más propiedades las cuales enumeraremos a continuación.

  • Propiedades anti-cancerígenas: Diferentes estudios han determinado que la suplementacion de Ashwagandha junto a terapias de radiación y quimioterapia aumenta los efectos en la lucha contra el cáncer.
  • Propiedades antioxidantes: La Ashwagandha es un potente antioxidante, evitando el envejecimiento de las células luchando contra los radicales libres que se producen durante el intenso entreno en los procesos metabólicos.
  • Propiedades antiinflamatorias: El alcaloide Witaferina permite reducir los niveles de inflamación en el organismo producidos durante los entrenos o debido a alguna lesión. En algunos casos donde los procesos de inflamación son crónicos se empeora el metabolismo glucosídico pudiendo desarrollar a la larga diabetes u obesidad. Además, reduce el dolor pudiendo incluso entrenar mejor algunos músculos que suelen costarnos más.
  • Propiedades anti-depresivas:  Es un suplemento ideal para luchar contra la depresión y la ansiedad, reduciendo drasticamente los niveles de hormona cortisol en el organismo y permitiendo poder entrenar más concentrados. Desde la antigüedad se lleva empleando en la medicina Ayurvedica como un buen estabilizador físico y mental.
  • Protector cardiovascular: Su uso como suplemento puede ayudarnos a mejorar la salud cardiovascular fortaleciendo los músculos del corazón y controlando el colesterol.
  • Aumenta la producción de sangre: Diversos estudios con ratas han demostrado que el suministro de Ashwagandha como suplemento consigue aumentar la producción de globulos rojos y blancos. Este proceso de producir nueva sangre se denomina hematopoyesis y la ashwagandha tiene propiedades beneficiosas para ello.
  • Beneficiosa para la glándula tiroides: Tiene beneficios sobre la producción de hormonas tiroideas estimulando la glándula tiroides.
  • Aumento de testosterona y propiedades afrodisíacas: Como ya hemos comentado anteriormente la Ashwagandha regula los niveles hormonales y en los hombres estabiliza la producción de testosterona elevándola, como concluyen algunos estudios realizados, hasta un 15%. Además, tiene un efecto beneficioso sobre la líbido y mejora la calidad de los espermatozoides.
  • Protege de infecciones gastrointestinales: Controla la proliferación de bacterias dañinas para el ser humano, en los intestinos, y mejora el proceso de digestión.

Sus efectos beneficiosos en la ganancia muscular

Tal y como hemos especificado, la Ashwagandha tiene un gran efecto anti-cortisol, lo que aumentaría la capacidad del organismo de generar músculo reduciendo los niveles de hormona cortisol y de esta manera aumentando el balance de nitrógeno positivo. Además, diversos estudios concluyen que la Aswagandha es un gran regulador hormonal produciendo en los hombres un aumento significativo en la producción de testosterona. También debemos tener en cuenta que su consumo reduce el dolor y la fatiga, con lo cual podremos entrenar más a fondo los músculos, aumentando el umbral de cansancio y permitiendo estar más concentrados en los entrenos.

Consumo y dosis recomendadas

 Suplementos a base de Ashwagandha podemos encontrar infinidad. Los más comunes suelen ser en forma de cápsulas o gotas, pero también los podemos encontrar en forma de polvos o infusiones. Lo recomendable es tomarla en forma de cápsulas, dado que tiene un sabor amargo, y de esta manera podemos controlar las dosis que estamos ingiriendo, ya que en los envases suelen poner la cantidad contenida por cápsula. Su consumo en España y también en casi todos los países es totalmente legal. Pese a que tiene magníficas propiedades no se debe exceder su consumo a las dosis que vamos a recomendar, ya que en grandes cantidades puede producir diarrea y malestar estomacal. Además, su consumo junto a otros medicamentos debería consultarse con un médico, ya que puede interactuar de manera no deseada. Tampoco es recomendable en mujeres embarazadas, ya que en grandes cantidades, como suele ocurrir con el perejil y la salvia, puede ser abortiva (con lo cual no lo recomendamos durante el embarazo).

A continuación podemos encontrar la tabla para saber las dosis a tomar en función del formato del suplemento. No obstante, siempre hay que seguir las indicaciones del envase del fabricante del suplemento que adquirimos:

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Suscríbete
¡Recibe noticias actualizadas de nuestros posts!

100% libre de Spam

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *